Dividendos: efectivo o acciones, ¿qué es mejor? Cuando se paga

Dividendos: Descubre por qué son importantes para ti

¿Qué es un dividendo?

Un dividendo es una recompensa, beneficio o ganancia, que son entregadas a los accionistas. Forman parte de los derechos económicos de todo accionista. También son parte del pasivo de cualquier empresa, porque vienen del balance de situación y son usados para incentivar a los accionistas. El balance general es la información económica de una empresa, y está formado por 3 partes:

  1. Activos.
  2. Pasivos.
  3. Patrimonio neto.

Los pasivos son deudas que una empresa tiene en el presente, pero que obtuvo en el pasado. Representan las deudas utilizadas por una empresa para financiar sus actividades. Por lo tanto, son utilizadas para pagar el activo.

Entonces, conociendo esto, podemos decir que los dividendos son deudas que una empresa paga a sus accionistas. Y que esta deuda, se obtuvo para obtener financiación. Además, actúan como un incentivo extra para obtener aún más financiación. Ahora que conocemos la definición general de un dividendo, debemos conocer cuántos tipos existen y cuando se pagan.

Tipos de dividendo

Este beneficio se puede entregar de diversas maneras. Existen 5 tipos básicos de dividendos y cada uno cuenta con sus ventajas y desventajas. Estos son:

  1. Dividendo en efectivo.
  2. Dividendo en acciones.
  3. Liquidación de dividendos.
  4. Dividendo de propiedad.
  5. Dividendo Scrip.

El tipo de elegido para pagar a los accionistas dependerá de las decisiones de la junta directiva. Pero, los tipos más utilizados son en efectivo y en acciones. El pago de estos beneficios está relacionado con el reparto de dividendos, mientras más acciones tenga un accionista, mayor será el pago. Para que sea más fácil de entender, explicaremos los 2 tipos más importantes y cómo se realiza el pago de cada uno.

Dividendo en efectivo

Esta es la forma más común para pagar dividendos. Se entregan como efectivo sacado de los ingresos actuales o también de los beneficios acumulados de los accionistas. Para entender mejor cómo se pagan, usaremos un ejemplo.

Ejemplo de dividendo en efectivo

Estos dividendos se pagan en relación con las acciones. En este sentido, la empresa coloca un precio por cada acción. Por ejemplo, si usted es dueño de 100 acciones y la empresa paga 1,25 dólares por cada acción, usted recibirá un total de 125 dólares en efectivo.

Dividendo en acciones

Esta es la segunda forma más común. Suele usarse cuando la empresa no puede pagar en efectivo, pero lo hace en acciones propias. Son el tipo favorito de los inversionistas expertos.

Ejemplo de dividendo en acciones

Estos dividendos se pagan con acciones extras. La empresa determinará la cantidad extra por cada acción que esté en posesión de los inversionistas. Siguiendo esta lógica, si una empresa paga 0.05 por cada acción y usted tiene 100 acciones, sería dueño de 5 acciones extras.

Dividendo en acciones vs. dividendo en efectivo: ¿Cuál es mejor y por qué?

Los novatos pueden pensar que recibir dividendo en efectivo es la mejor opción. Aunque, los inversionistas expertos suelen preferir las acciones frente al efectivo. Este tipo de dividendos son mejores para las empresas y para el accionista por los siguientes motivos:

  1. Se forja una relación más estable entre la empresa y los inversionistas.
  2. No debes pagar impuesto por las acciones
  3. Las acciones son más rentables a largo plazo.

Por ejemplo, Bill Gates compró 100 acciones de Microsoft a 21 dólares. Después de 25 años, estas aumentaron a 28.800 acciones. Esto convirtió a Bill en uno de los hombres más ricos del mundo.

Aunque, debemos recordar que los dividendos en acciones no pueden estar acompañados de una opción en efectivo. Esto significa que la empresa está dando la opción de convertir las acciones en efectivo. Pero, esto también significa que el accionista podría pagar impuestos.

¿Cuándo se pagan los dividendos?

De manera resumida, existen 4 fechas importantes relacionadas con el proceso de pago. Estas se utilizan para asegurar que los pagos lleguen a los inversionistas. Dependiendo del momento de la compra, la acción estará ligada o no, al dividendo.

Fecha de la declaración (Declaration date)

Esta es la fecha en donde la junta directiva de la empresa anuncia que pagará los dividendos. Este anuncio no solo es para los accionistas de la empresa, también incluye a todos los integrantes de la compañía. Aquí se deben declarar la cantidad y el tipo de dividendo. También anuncian las demás fechas.

Fecha de corte (Fecha ex-dividendo)

Esta es una fecha importante, porque dictamina si el accionista recibirá dividendos de las acciones compradas. Si el accionista compra durante esta fecha o después de esta, la compra se realiza sin su dividendo. Pero, si compras una acción un día antes de la fecha de corte, entonces la acción si estará ligada al dividendo. Siguiendo esta misma lógica, si quieres vender la acción y recibir el dividendo declarado, debes venderla durante esta fecha o después. Asimismo, la fecha de corte sería el segundo día hábil anterior a la fecha de registro.

Fecha de registro (Date of record)

Durante esta fecha, la empresa revisa su registro de accionistas para saber quiénes son elegibles para recibir un pago. Esto se realiza para asegurar que los pagos lleguen a los accionistas correctos. En el mercado actual, la fecha de registro sigue el proceso de las “3 T”. Esto significa, que son necesarios 3 días después de la compra para figurar en el libro de registro.

Fecha de pago (payable date)

Está sería la fecha en donde se realiza el pago de los dividendos a los accionistas. Suele ser una semana o hasta más, después de la fecha de registro. Este proceso se realiza de esta manera, porque la empresa debe tener el tiempo suficiente para asegurar el pago, pero solo a los accionistas que tienen el derecho al cobro. Por ejemplo, si la fecha ex - dividendo es el martes 6, que está a 2 días hábiles de la fecha de registro (jueves 6), usted no podrá recibir dividendos.

Pon a prueba tus
conocimientos
ahora!
¿Le ha sido útil este artículo?